Un lienzo natural.


El ocaso-2Es una obviedad decir que todos los días el sol sale y se pone; no lo es decir que cada uno de ellos es diferente a los demás. La naturaleza nos regala un orto y un ocaso, a diario, diferentes, preciosos. Quizá, siendo sabia como es, lo hace con conocimiento de causa, concediéndonos una oportunidad universal para afrontar el día, o para olvidarnos de él; para que todos disfrutemos y busquemos en nuestro interior los motivos que nos impulsan a afrontar el día como lo hacemos y a reflexionar, una vez terminado. Aprovechemos esos momentos.

Esta es una foto antigua, realizada hace un par de años. Uno de esos días en los que la puesta de sol incendia el cielo y las nubes, o las pinta con su paleta tan característica de colores. Un día en el que yo estaba allí, con mi cámara.

DATOS DE LA FOTO: ISO 200. F/32. 1/250. 300 mm. WB AUTO. Exposición manual. Sin trípode. 

La foto está realizada desde la Darsena de La Coruña. Desde esta situación, en cualquier época del año, la puesta de sol sitúa las edificaciones a contraluz. Cuando seleccioné la foto, al revisar los datos, me sorprendió ver que estaba realizada con una focal de 300 mm (70-300). Preguntándome el motivo, comencé a buscar otras fotos del mismo día y encontré algunas similares realizadas con menos focal. El cielo está igual de espectacular, pero los edificios, que como ya he dicho quedan a contraluz, se funden en una pasta negra que no hace más que estropear el lienzo. Por ello me pareció la mejor opción recortarlos por abajo, eliminando parte de la masa negra, pero incluyendo algún elemento que permite intuir que se trata de tejados.

El resto de parámetros no los puedo justificar ya que no tienen mucho sentido, salvo el ISO 200 que es el nativo de la D70, cámara con la que está realizada la foto. No hay nada en primer plano, por lo que no se necesita un F/32. La velocidad 1/250, ligeramente por debajo de la longitud focal  (300mm), puede ocasionar trepidación, máxime con un objetivo sin estabilizador -como el usado. Pero sí que hay una explicación: las fotos que realicé antes tenían menos focal e incluían elementos decorativos del paisaje urbano. O sea, no modifiqué los parámetros para disparar con una focal de 300 mm. ¡Hay que fijarse más! Quiero creer que hoy no me pasaría.

¿Os paráis a ver el amanecer y la puesta de sol?

Espero que os guste.

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s