Polbo.


Carballino-4-3Es sorprendente que la fiesta del pulpo, producto típicamente gallego y marinero, se celebre en O Carballiño, una localidad del interior de Galicia, perteneciente a la provincia de Ourense. Aunque O Carballiño se lleva la fama, la localidad por excelencia para degustar el pulpo es Santa María de Arcos, situada muy cerca de O Carballiño.

De como el pulpo llegó a convertirse en un producto apreciado en estas poblaciones del interior, dejan constancia algunos documentos antiguos, del siglo XVII, en los que se pueden encontrar referencias a los frailes cistercienses del priorato de Oseira, Marín, a cuyos habitantes cobraban una especie de diezmo por morar en la villa. En la ría de Pontevedra, además de otros bichos, había gran cantidad de pulpo -polbo en gallego, es que somos así- que los pescadores utilizaban para pagar su derecho de foro. Debido al exceso de este cefalópodo, los frailes se lo llevaban a tierras del interior para comerciar con él, concretamente a la localidad, ya mencionada, de Santa María de Arcos.

A partir de ahí se produjo una especialización gastronómica entre las gentes del lugar que derivó en lo que hoy conocemos como el  “pulpo a feira”; a pesar de que en gallego se dice “polbo”, no conozco a nadie que utilice dicho término para referirse al pulpo.

Por cierto, Marín se ubica en la ría de Pontevedra, concretamente en la margen izquierda del río Lérez, cerca de su desembocadura.

DATOS DE LA FOTO: ISO 400. f/2.8. 1/100. 50 mm. WB Auto. Prioridad a la apertura. Sin trípode. Sin flash.

La foto está realizada en uno de los locales más típicos de O Carballiño para comer pulpo. Aunque no recuerdo el nombre, podéis preguntarme como llegar; os lo indicaré.

Carballino-2-3El día estaba nublado y lluvioso. La pulpeira está situada bajo una carpa gruesa que no deja pasar luz, lo que limita bastante las condiciones de luminosidad. Además, un ambiente humeante envuelve todo el entorno y la escena, en la que la pota de bronce tiene un gran protagonismo.

Técnicamente, en la segunda foto podéis observar que he dejado que se quemen las luces altas de fuera del local para poder conseguir una exposición correcta del motivo principal, evitando que se quemase la superficie del polbo.

Espero que os guste. No dejéis de compartirlo.

Nota: Tan poco se usa que lo escribí con uve. Gracias a Juan Luis por su corrección. ¡En que estaría yo pensando!

Anuncios

4 comentarios

  1. Por Dios…¡ Qué ganas de un buen plato de esos me está entrando !
    Espero que además de buenas fotos, también dieras buena cuenta del cefalópodo.
    Un abrazo, Guiller

    Me gusta

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s