La esclavitud de los like


Pescando.jpg
Uno que disfruta haciendo lo que le gusta en soledad, eso sí, no sabemos si al terminar se hace mil y un selfies con los bichos en busca y captura de los “Like”, “Me gusta” y caretos sonrientes.

Ayer un fotoamigo se despedía. Me decía que estaba cansado de publicar en su blog, Facebook y Twitter. Que echa el cierre. Que su interés no es acaparar “Like”, “Me gusta” o corazones a modo de reconocimiento; lo que, sin duda, describe a un tipo raro, diferente, extraño y totalmente fuera de su tiempo.

Su interés era humano y tan básico como la comunicación. Sí, buscaba gente con la que establecer contacto para hablar de lo que le gusta, la fotografía. Estaba dispuesto a hablar virtualmente, pero los “Like”, “Me gusta” y corazones varios, han terminado con su interés, su paciencia y le han provocado una sensación de sin sentido, de vaguedad y vacuidad -digo yo- en lo que venía haciendo (me refiero al hecho de publicar). Por no hablar de la inversión en tiempo para alimentar a unas redes insociales que devoran al que se ponga por delante; y eso sin mencionar el dinero invertido en licencias y el coste del esfuerzo personal.

A mí me lo decía,  supongo que algunos más también -aunque no sé si seremos muchos-, en un correo privado. Hacía tiempo que habíamos cruzado 4 palabras a raíz de las publicaciones que ambos realizábamos. Con el tiempo, a aquellos con los que cruzas 4 palabras, aunque sea de vez en cuando, les coges afecto y esperas con ansia cruzar otras 4. No abunda la gente dispuesta a comentar fotos, lecturas o lo que sea. Con la disculpa de las fotos también hablábamos de otras cuestiones.

Pero no nos engañemos, es imposible seguir la cantidad de publicaciones que diariamente se realizan, el tiempo es limitado, el interés todavía más y el resultado, frustrante. Seguir a gente que no sigues se ha convertido en deporte social.

Hemos alcanzado un punto en el que resulta más sencillo aporrear un teclado que hablar. Enviar un estúpido careto sonriente que reírse. La consigna: evitar el contacto a toda costa en prevención de infecciones causadas por lo que nos ha traído hasta aquí: la comunicación.

¡Muerte al emoticono! Desgracia social y estupidez elevada a la enésima potencia.

No dejo de preguntarme si tiene razón. Si todo el esfuerzo y recursos, empleados en comunicar lo que hacemos, ¿tienen sentido cuando no obtienes un rendimiento, no vives de ello y por todo pago, en el mejor de los casos, recibes afecto virtual; ni siquiera un bitcoin?

No lo veo como una rendición, sino como una evolución. Me alegro por él, pero lamento no volver a tener su visión como referencia, que nos haya privado de sus imágenes.

En fin, perdemos a un buen fotógrafo a cambio de… mmm… nada. Estoy seguro de que muchos mostrarán un careto triste, a modo de lápida social en las redes, cuando para evitarlo solo había que haberle escrito: “gracias, amigo”.

Amigo, un abrazo.

Anuncios

16 comentarios

  1. Buenas noches…
    Casualmente buscando algo interesante para leer me he encontrado con su publicación.
    Tal vez la desmoralización de su amigo se halle fundamentada en la acertada percepción de un entorno poco consistente, que no ha aprendido a discernir y coloca un Like, allí donde menos se merece y se muestra indiferente en una nota que pudiera ser trascendente…
    Quienes escribimos por amor, por convicción, por necesidad , por líneas generales somos seres pensantes, y aquello que plasmamos tiene el valor de nuestros sentires… y que una persona no tenga alcance para verlo y para broche de oro aplique un perrito lanzando corazones , es cuasi una ofensa…Entiendo la determinación de éste caballero, que tal vez vuelva a intentar comunicar sus apreciaciones de la vida una vez más por éstos apartados insistiendo en hallar personas con sentido y voz propia.
    Desde Buenos Aires , reciba un cálido abrazo.

    Le gusta a 1 persona

  2. Creo que todos coincideremos en que queremos una comunicación de calidad. Las redes sociales son un medio más, no el único, por suerte. Debemos aprender a relacionarnos con ellas y a través de ellas. A día de hoy es la forma en la que podemos dar a conocer nuestras inquietudes y creaciones de un modo directo a las personas que queremos. Hagámoslo con calidad. Y sobre todo para mostrarnos de verdad, lejos de las modas y de las imitaciones.
    Muy buenas reflexiones Guillermo, me alegro de haber encontrado este blog.

    Un saludo a todos

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias Raúl y bienvenido.
      En primer lugar, espero que te quedes y podamos continuar debatiendo sobre esto, lo otro y lo de más allá.
      Sobre tu comentario, tienes todas la razón. Yo vengo del mundo técnico y, por tanto, no seré yo quien demonice a las RR.SS. La calidad requiere de un esfuerzo que no todos estamos -depende en que momento- a realizar y mucho en ninguno.
      Un saludo.

      Le gusta a 1 persona

    • Buena noches Antonio:

      Reconozco que en varias ocasiones he tenido tentaciones de echar el cierre, pero no por falta de cariño, más bien por la dedicación necesaria, pero aguanté los envites.

      Tampoco lo percibo como algo deprimente. Creo que todo tiene su momento y su tiempo, y en el caso de mi amigo llegó el momento de cerrar. Todo bien, si es su deseo.

      Por cierto estoy emocionado con la lectura de tus publicaciones, en particular con Sobre la Escritura.

      Un saludo.

      Le gusta a 1 persona

      • Te comentaba que…Entiendo perfectamente a este contacto tuyo.
        Tengo una galería de fotos en Flickr otra de las tantas redes sociales que hay y todas fundió an igual.
        Hoy en día solo queremos tener un mayor número de contactos moemtsios y likes.
        Soy una persona que no tengo muchos contactos no más de cuarenta y menos mal que unos diez están inactivos. Me gusta entrar y recrearme ver su trabajos y comentar los que veo, evidentemente esto lleva tiempo. Los me gustan por qué vean que has pasó por ahí o el very nice por quedar bien o salir del paso no soy partidaria.
        Como hay personas que se molestan en mi galería me dedican su tiempo porque yo no…hay mucha frialdad en ello, quiero solo cuatro seguidores pero fieles.
        No pretendo ser popular ni mucho menos solo enseñar lo que hago guste o no y si es lo primero mucho mejor.
        Por lo que deduzco esta persona lleva tiempo en este mundillo y es normal que no le guste la frialdad de las redes sociales. Seguirá sin duda haciendo fotos porque es realmente lo que le/la gusta.
        Soy de la era digital y gracias a “críticas” hacia mis fotos he podido evolucionar y ahí está el problema no queremos escuchar nada negativo referente a nuestras fotos…pero alma cándida, si nadie te hace ver los fallos como vas a aprender!!! Solo queremos engrosar nuestro ego.
        Ufff que me enrollo, cuando me suelto jajajaja.
        Veo casi todos sus artículos , porque no comente no quiere decir que pase de ellos, pues hay gente que esto no les gusta que pases y no dejes hueva.
        En fin, que vivimos en un mundo din comunicación.
        Un saludo y disculpa el discurso, el otro creo que era más corto jejeje
        (No sé si hay algun palabro mal escrito, lo hago desde el teléfono y esto escribe cosas raras a veces 😊😊)

        Me gusta

        • No me extraña que protestases por que no aparecía el texto.
          Dicho esto, estoy de acuerdo contigo. En mi opinión, el mayor problema es que todo lo hacemos pensando en los demás y no en nosotros mismos. Matizo, esperamos reconocimiento en lo que hacemos, pero sin reflexionar sobre lo que queremos, solo lo hacemos por moda, imitación, competición, convenio…
          La crítica es fundamental, lo que pasa que no todo el mundo está capacitados para emitirla, ni todos la aceptan de buen grado. Dice un proverbio Zen que en vaso lleno no entra más agua. Primero debemos vaciarnos de prejuicios para aceptar criticas, algo que nos cuesta mucho.
          No sabría decirte que ha llevado a mi amigo a tomar tal decisión, pero intuyo varias cuestiones, tal y como mencionaba en el post.
          Por cierto, hace años que no visito Flickr, ni 500px, donde también tengo cuentas. Es que al final no das para todo.
          Gracias por pasarte, por repetir comentario y por tu tiempo. A veces, solo hay que usar una de las palabras mágicas: gracias.
          Buenas noches.

          Me gusta

  3. Sí Guille, una pena que deje de publicar. Pero ésto es así.
    Yo no tengo tanto tiempo como quisiera, o quizás no sepa gestionarlo, pero siempre intento “visitar” a quien me aporta algo, el amigo que deja las redes es, junto a ti, y algún que otros, intento que no pase más de una semana y dejar constancia de mi visita con alguna palabra escrita desde el interior, nada superficial, porque para eso, estoy más guapo callado.

    Gracias por aconsejarme visitar su blog.
    Un abrazo, amigo Guille. Y otro para nuestro amigo.

    Le gusta a 1 persona

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s